Encimeras de Cuarzo

Encimeras de Cuarzo

En los últimos años ha sido el material estrella y uno de los más demandados ya que cuando salió al mercado gustó de inmediato debido a sus acabado y sobre todo una gama de colores y texturas que hasta entonces desconocida. En estos últimos años está siendo sustituido por las encimeras porcelánicas ya que adolece de una resistencia al calor media/baja.

Son superficies de piedra artificiales fabricadas con la siguiente combinación: 90-93% de materias primas naturales y 7-10% de resinas, pigmentos y aglomerantes de tipo plástico (polímeros) o base cementosa.

Aunque el cuarzo es con diferencia el mineral predominante, se compone también de otros materiales. Según la fórmula de Breton, estas superficies contienen:

Cuarzo, granito, mármol y piedra natural en general, procedentes de residuos triturados de piedras en canteras o de residuos industriales reciclados, como fragmentos de cerámica, sílice, vidrio, espejos, etc.

Las marcas por excelencia son: Silestone y Compac.

 

Ventajas: Si hay algo por lo que destacan las encimeras de cuarzo es por su calidad, por lo tanto, estas superficies ofrecen ventajas en todas sus facetas, que eliminan preocupaciones tanto en el trabajo diario de la cocina como en el mantenimiento de las mismas.

Resiste las manchas: La mezcla con resinas produce una superficie no porosa (no hace falta aplicar sellantes) resistentes a manchas de vinagre, aceite, vino. etc. Además suelen llevar una protección anti-bacterias que las hace más higiénicas.

Impactos y rayones de objetos: Su composición la hace muy resistentes a los golpes. El cuarzo tiene una dureza ligeramente superior al granito.

Diseño: Gracias a que la mezcla se pigmenta y moldea, en la fabricación se puede obtener un número casi ilimitado de colores y texturas (dependen del fabricante).

 

Inconvenientes: Es difícil encontrar desventajas de las encimeras de cuarzo, ya que en términos generales pasan con nota alta en los aspectos más importantes.

Resistencia al calor: es su punto débil, no soporta temperaturas muy altas. Si sacas una cazuela o sartén con mucha temperatura del fuego y va directamente a la encimera es recomendable poner algo debajo, en caso contrario dejará marca o se producirán pequeñas grietas.



Mantenimiento:

El cuarzo se caracteriza por su alta dureza y su baja porosidad. Ambos factores facilitan su limpieza. Su baja porosidad es perfecto para su uso en lugares dónde son frecuentes el agua y la humedad. Y no hablamos solo del ámbito del hogar, sino que es apto para edificios e instalaciones públicas como gimnasios, centros deportivos, spas, vestuarios y duchas…

Limpieza de manchas por alimentos, líquidos, ácidos…

A continuación, resumimos algunos sencillos tratamientos para los problemas más comunes de este tipo de manchas:

Manchas de grasa: se ha de diluir en agua una pequeña cantidad de detergente y frotar sobre la mancha con un paño. Aclarar seguidamente con agua.

Manchas de cal del agua: la mejor opción es verter vinagre (o cualquier ácido débil diluido) sobre la superficie de la encimera y dejar actuar durante 1 minuto. A continuación, aclarar con agua y secar con un paño suave

Manchas de silicona: En estos casos, hemos de utilizar una cuchilla y un poco de disolvente (tipo etanol) para retirar la mancha.

Marcas de rotulador: Este tipo de manchas se limpian con un poco de alcohol.

Manchas de colorantes alimentarios y fruta: Aplicar lejía diluida en agua y limpiar con un paño suave.

Manchas secas de agua: Utilizar agua templada y vinagre, dejando unos minutos para que se ablande la mancha. Después, frotar suavemente con un paño hasta que desaparezca, enjuagar con agua y secar.

Reparación: Un desconchón en la superficie es complicado de reparar, aunque apliques masilla reparadora se verá la marca.